Cuántas industrias caseras se podía fomentar en vez de apoyar fábricas!!!

Revisando la documentación obrante en el Archivo General de la Nación, encontré tras la carátula de un expediente relacionado con el gobernador interino de la Tierra del Fuego Siemensen de Bielke, el siguiente alegato que tal vez oriente a las nuevas generaciones que vuelven a escuchar la palabra crisis, por enésima vez:


Honorable Consejo: Habiendo leído que se va tomar resolución de la grave cuestión de desocupación, me tomo respetuosamente la libertad de revelar unas meditaciones de mi poquedad, las cuales se sirva tomar en consideración este Honorable Consejo.
Para ejemplo sirve mi poquedad.
Llegué al país en el año 1920 después de estar 5 años en la guerra, decidido de radicarme en Sud-América, trabajando primero para ganar suficiente dinero para la compra de una chacra y para poder llamar de Europa a mi padre y una paisana para casarme con ella.
Así que, este es el ejemplo de verdadero inmigrante, que busca otra patria, no para explotarla sino para radicarse en ella, trabajar en y por ella, bajo amparo de ella; y a tal verdadero inmigrante hay que cuidarlo con la más completa atención, justicia y sobre todo orientación tan pronto como llega hay que orientarlo como puede radicarse que no malgaste el tiempo y dinero como pasó a mí; que busqué en toda L.A. lugar donde podía radicarme, gastando enorme cantidad de dinero para viajes (dos veces trasandino, etc). Esta categoría de inmigrantes se debe tratar muy distinto a los demás para que no se pierdan y aumenten desocupación, sino que pueden seguir trabajando y dar ocupación a los demás.
Otra categoría de “inmigrante” es el honesto trabajador que trabaja paro su “vieja” patria, que desea ganar más pronto posible bastante dinero para mudarse a su país nativo. Estos son que aumentan desocupación, porque se dejan explotar eliminando así a los viejos inmigrantes y además predicando su viejo patriotismo aborreciendo a los que abandonaron sus patrias para entregarse de lleno a su nueva. Es muy distinto el pensamiento y comportamiento de estos inmigrantes en comparación a los “firmes” porque estos sirven a dos dueños, y los “firmes” a uno solo. Por eso hay que poner traba que aquel que no desea ni siquiera ver Argentina no puede engordar y dejar en seco al inmigrante firme, sino que se lleva lo que los primeros no pueden hacer. Por eso, desocupación debe afectar únicamente a esta clase, es decir: al extranjero y el argentino que no trabaje porque todo se queda en el país. Inmigración no debe dar trabajo a nadie, mientras los que están ya en el país no tienen ocupación, que mantenga el gobierno a estos inmigrantes hasta que obtienen trabajo, y los que desean quedarse que se les mande donde puedan radicarse, es decir: comprar tierra con sus ganancias.
Y la tercera categoría de “inmigrantes” (a la Kery-Migdal ) especualadores, que no han servido sino de explotar a todo el mundo, poniendo traba a los honestos. Estos eliminando todo lo natural, negociando lo que perjudica, acaparando la tierra y aumentando alquileres para vivir de sudor ajeno, muchos se mandan mudar en ciudades europeas donde disfrutan el trabajo de los ciudadanos a los civiles quitaron la tierra que trabajan y casas donde viven; si bien, no directa pero indirectamente.
Después de estar 14 días en la inmigración obtuve trabajo en el Chocón y así no se hubiera fundido el patrón yo tendría mi propia chacra (¿pudiendo comprarla?); pero no he podido vencer mi primer obstáculo (obtener dinero) ¿cómo pues podía vencer al segundo (comprar tierra)? Porque no la venden donde uno desea tenerla. Esto debía resolverse de alguna manera, que los “acaparadoresdejen vivir también a los pequeños. Más tarde he reunido otra vez algo de dinero para ir a Paraguay con mi padre y novia, pero un incendio me destruyó todo. Por eso, a los que desean radicarse debieron destinar de antemano un terreno (lote) y cuidarlo que nunca no esta sin trabajo hasta que ha pagado las mensualidades y pueda ocupar su tierra. Así se debe formar colonias, que los trabajadores se retiran a su propiedad y comienzan su vida independientemente dejando una vacante para las demás. Si yo hubiera obtenido enseguida ocupación después del incendio no hubiera perdido toda la indemnización; pero así, lo que me ha destruido incendio y me lo pagaron gasté después al buscar trabajo.
Al estar tres años en una estancia he reunido de nuevo algo de dinero, decido de salvarme esta vez, pero me he caído en el abismo justo con mi familia por culpa de especuladores. Tanto una academia L.d.E.I. como una Cía. extranjera me engañaron y sacaron todo el ahorro. Primero he mandado a Europa dinero que venga mi padre y una paisana, la paisana vino, y al padre han retenido los amigos de él.
Como no es posible de ser agricultor con poco capital por mala organización; porque el agricultor debe ver un “fabricante” de víveres y un granjero que los produce por menor. Por eso me he decidido de aprender un “moderno” oficio de radiotelegrafista, no para ir a un buque sino para una estación transocéanica o para correo o sea ferrocarril. Por la flamante escuela L.d.E.I. enseña una macana y después de tres años (¡unos 10 aprobados!) llegué a ser tan sólo radiotelegrafista que sirve para algún buque anticuado. Ninguno no salga como radiotelegrafia ordinaria para poder colocarse en el correo ferrocarril. Tal academia subvencionada debía enseñar que uno saca provecho, pero así desorienta a los alumnos que malgastan tiempo y dinero, y aumentan desocupación en vez de eliminarla con aprendizaje útil. Esta academia era mi ruina, una vez de dedicarme a una cosa útil he consumido todo el tiempo y dinero para aprender el nuevo oficio, según exigencias del Reglamento.
Esto no bastaba, tuvo que ayudar otro explotador más, que era una Cia. que ofrecía ocupación a todos los que desean tejer medias en domicilio. Comprando tal máquina bajo contrato de que compran toda producción, se desprendieron de los compradores-tejedores que han traído medias, con un procedimiento que es un cobarde asalto para quitar a toda víctima unos 300$. Máquina no tiene un valor real de 50$ y para desprenderse de los tejedores que ni traigan medias dan hilo con el cual no se puede tejer, así un engaño y robo dentro de la ley, para que enriquecen unos explotadores robando a miles de familias unos cientos de pesos. Así engañaron a mi esposa con la máquina y a mí con la Academia, hasta quedarnos (¿) y desnudos.
Así dos ejemplos como pierde dinero un honesto trabajador que desea acomodarse para vivir en paz con su familia. Por lo tanto, todo comercio debe controlarse si no ganan beneficio por asalto; como no puede vender agricultor algo inservible, lo mismo no puede vender comerciante ganas para quitar dinero y arruinar la gente.
Lo mismo academias, sobre todo subvencionadas deben enseñar lo que sirve para poder colocarse uno, no deben enseñar algo lo que era “uptodate” en el año 1910 pero inservible hoy, si no deben modernizarse o lanzar a calle toda la escuela. No sólo que una escuela modernizada ya no da resultado, que pues una escuela anticuada ¿para qué sirve? Digo que deben enseñar lo que sirve, es decir con que uno se gana su sustento, que pueda conseguir trabajo con su oficio y no que su oficio es sólo un “honor” que perjudica a él, su familia y a su patria, porque es irreversible su sabiduría para el trabajo que espera a su realización.
¿Por qué pierdo tantas palabras sobre este asunto de academias?
Porque son inútiles y debían ser sustituidas por útiles que enseñen verdadera vida es decir: ser verdadero artesano industrial casero o labrador profesional. Porque tanto el artesano al cual precisa el labrador debe saber mucho, como labrador debe comprender muy bien su trabajo y sobre todo la organización. Las dos deben saber que no podrán vivir aislados sino en colonias donde los modestos laburadores dan trabajo a los artesanos que les proveen de todo necesario con sus talleres. En vez de ser una fábrica debe ser tanto independientes que hacen en su hogar lo que se compraría en fábricas. Porque labrador debe atraer bocas que comen para vender sus productos, y no mandar dinero a las fábricas donde una máquina reemplaza 50 obreros aumentando así la desocupación y esclavitud. Artesano debe comprar la materia prima del labrador y labrador todo necesario del artesano, porque es imposible la vida en forma actual trabajando con monstruosas máquinas y eliminando todo lo natural, agricultura no es industria y no debe exportar mucho sino consumir lo producido dentro de su vecindad, aumentando la población firme y no criar gitanos como ahora, porque el pobre trabajador debe pasearse de chacra a chacra buscando trabajo y después –chuparse el dedo- cuando esta terminada la cosecha. Cuántas industrias caseras se podía fomentar en vez de apoyar fábricas. Aceite podía producirse en toda colonia con modestas prensas molino, lo mismo cuero y tejido pero todo y todo se compra de las fábricas y se vende sus productos a Europa para traerlos después convertidos en género, etc. de nuevo, para servir así a la moda y a lo moderno en fin al progreso que trae automáticamente la miseria escondida en el oro.
De veras es algo horrible, gobierno desea tener muchos ciudadanos y el oro yanqui se lo impide. La industria de N. A. se chupa todo el oro de muchos países vendiendo sus máquinas que aumentan desocupación porque ayudan labrar la tierra acaparados, reemplazan gente y animales, en vez de arar con arado hecho por artesano colonista, se ara con tractor la tierra acaparada, donde podía vivr mil personas hay unas flamantes máquinas y poca gente, en vez de dar trabajo permanente, ayuda oro yanqui acabar de repente todo trabajo y ¿después? No se debe tomar como ejemplo Norte América, porque N. A. puede ser una sola, una sola puede chupar el oro de los demás pero si chuparían unos a otros el oro con industria, lo que no es posible se debilitan todos, ningún país no puede sacar gran provecho con su industria si desea vender su producto a N. A. y N. A. sólo debe su riqueza a la industria y no a la agricultura; porque chupa el oro con su industria a los demás.
Un país agricultor debe acomodarse muy distinto a los yanqui, debe apoyar pequeños si desea tener ciudadanos, aumentar colonias y hacer una gran contra a la industria extranjera, debe aumentar y prestar todo apoyo a la industria casera. Debe acomodarse de gastar lo producido en su propio terreno ni exportar mucho e importar mucho menos sino va a venir terrible crisis al cortarse exportación. Por lo tanto Norte América es un parásito que es tan magno que nadie lo puede imitar y mucho menos ser igual, sólo se puede cortarle su alimento acomodándose con modestia para vivir en paz y amor dentro de sus límites, sin ayuda de oro extranjero sino con apoyo de los pequeños que como las hormigas forman gran nación trabajador y no explotadores de los vecinos. No hay que dejar chupar el oro al extranjero y después tomarlo prestado, guardarlo trabajando con lo natural lo que se produce dentro de la gran nación. Salvación no está en Petróleo sino en la agricultura, no debe aumentarse consumo de petróleo para eliminar trabajo a sangre, hay que proteger lo natural en vez de devastar lo que produce el campo reemplazándolo por lo artificial; por lo tanto o prohibir aumento de la población o máquinas, es decir: que las máquinas reemplazan a los ciudadanos, o que ciudadanos a las máquinas.
No deseo vuelta de tiempo artilugios cuando no se ha conocido ni una sola máquina para vivir como los indios. Sino deben aumentar los instruidos artesanos, por ejemplo: herrero, carpintero, carrero, zapatero, sastre, cuateador, sombrerero, tejedor, molinero, aceitero, etc, etc. que saben hacer todo lo que abarca su oficio y no como ahora vender productos hechos en fábricas; cada uno independientemente en su hogar y taller haga lo que precisa del vecino.
Así que comienzo de la miseria es: la tierra acaparada y trabajo automático, lo que aumenta población de ciudades para vivir de especulación.
Origen del a desocupación ya esta aclarado y ahora vienen las causas que lo duplican. Son las mujeres; que trabajan en vez de casarse y ser madres, mujer tiene el único destino de ser esposa y madre y no quitar trabajo a los hombres. Ella puede ser diputado, senador, de paso colaborar en la legislación, pero tener un empleo no es posible. Sobre todo las casadas, si el hombre trabaja, ¡hacen un crimen! de ocupar cualquier empleo, no hay lugar para los dos, o trabaja mujer o hombre!
Mujer puede tener el mismo oficio que el hombre pero trabajar no puede, sino si reemplaza al marido, es decir: los dos pueden tener un sólo empleo y sueldo y desempeñarlo alternativamente; todo lo demás que hace mujer es un ataque y un crimen a la sociedad humana y se debe eliminar con toda energía sin consideración. Porque están trabajando, generalmente, por una miseria, sólo para eliminar al hombre; ruego investigar.
Por ejemplo mi poquedad, si yo tuviese desde principio orientación y apoyo, no sólo tengo ocupación sino daría ocupación a algunos más en mi chacra, y ahora estoy casi desnudo y 5 meses sin trabajo ya, y mi esposa está ganado sustento -para mi y criatura-; todo esto por mala organización, descuido y abandono a lo que uno está expuesto sin consideración. Ahora estoy inepto para trabajo pesado por los sufrimientos y penas que tuve que soportar, sufro de terrible nerviosidad y fiebre me ataca si trabajo algo pesado. Primero me arruinó la guerra, y aquí los especuladores –aprovechadores. Por lo tanto, que sirva este postrer ejemplo mío, que se cuide a los demás que no se inutilizan como yo.
Además sería justo si se crea una oficina para desocupados anexa a oficina de trabajo donde se les facilita ocupación según aptitudes de ellos; hasta que no está ocupado el último no puedan dar trabajo a ningún inmigrante en la Inmigración. Trabajo ve dar por turno, es decir: yo estoy 5 meses desocupado y otro 3, entonces tengo yo preferencia y no se puede dar trabajo al primero hasta que todos, que están desocupados más de 3 meses tengan ocupación. Además se debe dar siempre preferencia a los que tengan familia y están sin amparo alguno y los de mala salud al puesto donde puedan resistir y los sanos según como venga, y sobre todo, se debe apoyar únicamente hombre. Se debía emitir sobres y solicitudes que se obtendrían en el correo eliminándose el franqueo, y cada desocupado se dirigía así por escrito a dicha oficina, solicitud debe ser firmada por la comisaría que conste la verdad de aquella. Cada solicitud debe ser para un sólo oficio, y si uno quiere colocarse en varios, que haga más solicitudes, las cuales se guardarán por orden de empleos y preferencia para atenderlas según riguroso turno.
Ruego respetuosamente que me perdonen mi osadía, porque lo haga para bien de desgraciados que necesiten amparo de Honorable Consejo.

2 comentarios:

ALAS DE MUJER dijo...

bien venido a la blogfera si te hace falta alguna ayuda para colocarle artilugios a tu blog que es mas que interesante no dudes en pedir ayuda.

Alas

Mujeres o Demonios

Pali dijo...

¡¡¡Qué visión la de aquella época!!! Ahora los hombres en la casa, la mujer (como siempre) mano de obra barata, en afuera. Alguien preguntó una vez: ¿te imaginás a los hijos de ese varón desempleado que el hijo lo ve todos los días en la casa, diciéndole esto no te conviene, viéndolo tirado, desaliñado, depre, etc? ¿Qué harán esos hijos de esos hombres que ven solamente a una mujer laburando? Las estadísticas indican que hay muchos más casos de hombres con problemas psicológicos en la actualidad. Las mujeres están al tanto de nuestra querida autora argentina Maitena, quién lo ha sufrido, aun siendo de otra clase social. El desempleo está, pero también está aquel otro trabajo que nadie quiere, como dice el Tao te King: el agua corre por los lugares despreciados por la gente. Vos preguntá a alguien que te dice que le des plata porque no tiene plata para comprar leche para sus hijos y decile, vení a cortar las ramitas de mi árbol y te doy para eso y un poco más. El tipo se te enoja. Entonces, uno reflexiona, si cada uno tiene un poco, y con ese poco puede quedarse "tirado" con otro poco puede andar, como el señor que vino a cortarme las ramitas de mi árbol, a limpiar el frente de mi casa, etc. Y no tuvo que mendigar... Entonces, si cada uno comprar un dulce casero, funcionaría la industria casera, pero los dulces caseros se venden en los súper y a precios más caros que las industrializadas, entonces querido amigo, ¿qué opción te queda? Un gobierno te da terreno para hacer dulces y vos ¿en qué lo empleaste? Un gobierno te da terreno para hacer un vivero o para hacer una chacra y qué hiciste. Un Gobierno te da... ¿seguimos? Gracias Mingo, como siempre.