¡A volar, a volar, a volar! o LA CANDELARIA 1952.3




Guillermo Montoya se tomó el trabajo, ya hace un tiempo, de unir el relato correspondiente a 1952 en La Candelaria, con un par de fotos que nosotros ya difundimos.


De un nuevo encuentro en su lugar de trabajo, la librería donde se desepeña en el ámbito de las multicopias, apareció esta posibilidad de publicarlo. Y acceder a una copia de pared.


1 comentario:

SUREANDO dijo...

Feliz 2010 Mingo, que siga este espacio de recuerdos y que se cumplan tus deseos con la salud y el amor acompañándote.
Un abrazo
Beatriz